Buscan crear desde la Cámara un registro estatal de servicios para adultos mayores


Por The Star Staff


La Comisión de Bienestar Social, Personas con Discapacidad y Adultos Mayores, presidida por la representante Lisie Burgos realizó el martes, una vista pública con el propósito de crear un Registro Estatal de Servicios para Adultos Mayores.


“Luego de un análisis de los datos demográficos más recientes, es posible concluir que en Puerto Rico urge desarrollar un Plan Gerontológico dirigido a reformular política pública y reestructurar programas y servicios para la población de adultos mayores. Para comenzar de forma coherente este ejercicio, es necesario realizar un inventario de los servicios públicos y privados dirigidos al adulto mayor, revisar los requisitos de cualificación y las zonas geográficas en las que están disponibles. Es por eso que estamos aquí, para dar pasos para el bienestar de los adultos mayores”, expresó Burgos en comunicación escrita.


A la vista pública, compareció el subsecretario del Departamento de la Familia, Ramón Burgos; y el coordinador del Programa de Geriatría del Departamento de Salud, Francisco Javier Parga.


El coordinador del Programa de Geriatría indicó que “para ser efectivo, el Registro debe incluir los hogares y égidas, los profesionales especializados y los no especializados (médicos, psicólogos, consejeros y otros) que reciben regularmente a esta población, las organizaciones no gubernamentales, los proveedores de servicios de rehabilitación y recuperación, y un número inmenso de posibles servicios (líneas expreso, sistemas de ayuda, vacunación para adultos mayores),que es extremadamente complejo”.


Por su parte, el subsecretario del Departamento de la Familia indicó que la Oficina del Procurador de Personas de Edad Avanzada (OPPEA) cuenta con el “Directorio de Servicios, Centros y Establecimientos”, en el que se publican un sinnúmero de programas y servicios, números telefónicos importantes y libres de cargo, relacionados a información de dependencias públicas y privadas que brindan servicio y orientación a esta población.


Por otro lado, la representante Mariana Nogales, mencionó que se debe de reestructurar el Gobierno para atender estas poblaciones, de manera integral. Además, hizo énfasis sobre las personas que no saben leer ni escribir y no tienen el conocimiento de manejar la tecnología, ni el acceso a los aparatos tecnológicos. “Entiendo que este Registro debe de publicarse y estar disponible en otro formato”, añadió.


En esta vista pública, también estuvo presente Manuel Quilichini, director ejecutivo de Comprehensive Human Services (CHS); Juanita Aponte, presidenta de la Asociación de Dueños de Centros de Cuidado de Larga Duración, la Trabajadora Social y Gerontóloga, Minerva Gómez; y el Director Estatal de AARP, José Acarón.


A favor de la medida, Quilichini indicó que “este proyecto de ley es muy necesario para la población de adultos mayores en la Isla. Exhorto a que se considere seria y urgentemente la creación de un Plan Gerontológico que guíe al Gobierno y a todas las entidades que sirvan al adulto mayor sobre los servicios a ser prestados a ellos”.


Además, recomendó que este proyecto de ley le solicite a la OPPEA formar un grupo de trabajo o “task force” para el diseño e implantación del Registro, así como el establecimiento de métricas de cumplimiento que faciliten validar la efectividad del Registro de manera periódica. “Este grupo de trabajo debe incorporar representantes de todos los sectores que apoyan o brindan servicios a los adultos mayores para garantizar que se establezca un Registro digno”, culminó Quilichini.